14 de noviembre de 2011

Fira y ANEN crean una comisión para la evolución de los próximos salones


Alejandra Velasco / Navegar

Tras el cierre de la 50ª edición del Salón Náutico Internacional de Barcelona, que según la organización ha conseguido superar las expectativas puestas en el difícil escenario económico que se vive estos días, Fira de Barcelona y la Asociación Nacional de Empresas Náuticas (ANEN) han anunciado la creación de una comisión con el fin de perfilar las líneas básicas que deben marcar la evolución del salón en los años venideros.

En esta búsqueda se procurará un modelo acorde con las necesidades de expositores y visitantes en un entorno cambiante y apostando por una mayor promoción comercial y proyección en el exterior. 

“Somos conscientes de la importancia que tiene para las empresas en estos momentos de crisis atraer a compradores internacionales y compensar la debilidad de la demanda interna”, afirmó Jordi Freixas, director del salón. “La vocación de Fira es adaptarse a las necesidades de sus expositores para potenciar las oportunidades de negocio y crecimiento”.

Para el director general de ANEN, Alejandro Landaluce, “ahora más que nunca es necesaria una estrecha comunicación entre todos los que conformamos el sector náutico para hacer frente de la mejor manera posible a la actual crisis económica y encarar el futuro con las mayores garantías”.

En su 50 edición, el salón, que ha recibido alrededor de 108.000 visitantes, a pocas horas de su cierre, ha presentado las últimas tendencias de la industria náutica que apuesta cada vez más por la ecología y la funcionalidad. También se han desarrollado cerca de 200 actividades con gran acogida de público, entre las que han destacado una regata que reunió el primer fin de semana a 1.000 navegantes y 700 embarcaciones en el litoral barcelonés, demostraciones de conducción con remolque, bautismos de mar, regatas virtuales, sorteos de cruceros, presentaciones de regatas y conferencias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario